jueves, 8 de mayo de 2008

MEDIO SIGLO CAMINANDO...

El grandioso poeta Antonio Machado, decía entre muchas otras importantísimas palabras, de las que nos regaló en su vida:

“Caminante no hay camino, se hace camino al andar, al andar se hace camino, y al volver la vista atrás, se ve la senda que nunca se ha de volver a pisar…”.




Y eso es lo que nos pasa a todos, y en esta ocasión al padre de esta familia, que acaba de cumplir medio siglo. Sí, medio siglo, una edad a la que por desgracia algunos amigos no llegaron. También una edad en la que además de amigos jóvenes, he ido perdiendo a mi bisabuelo (“El Bis”), al que tuve la suerte de conocer; a mis abuelos (“Vita” y Victoriano), que me educaron a amar los viajes, la historia; mi padre, al que mis hijos rebautizaron cariñosamente como “Tate”, que además de darme la vida, siempre me demostró tener un corazón grande en todos los sentidos, tan grande que un día antes de mi cumpleaños hace ya nueve años, cuando ya no le cabía en su caja torácica dejo de latir. Todos ellos me enseñaron mucho más de lo que podrían pensar.





Este ha sido el recuerdo de algunos que ya no están a mi lado, que me ayudaron en mi caminar, un camino a veces agradable, a veces difícil, pero del que estoy orgulloso, sobre todo por Ana, mi compañera para el viaje de la vida, por nuestros dos hijos y por mi madre… ¡que más se puede pedir al cumplir 50 años!, cuando además estos hijos te dedican unas bellas palabras como estas:

“Papa hoy es tu cumpleaños, cumples cincuenta años, una edad muy importante.

Llevas tiempo caminando por el sendero de la vida y has sabido hacerlo muy bien, consiguiendo grandes logros y esquivando no pocos baches; por eso tienes que saber que tu familia está muy orgullosa de ti.

Papá, hoy cumples cincuenta años, pero tú nunca serás viejo, por que tu espíritu que brilla con luz propia, es joven y vivaz, tienes una energía insuperable que nos contagia a todos.

Queremos darte las gracias por ser así, por estar siempre a nuestro lado. Ahora que llevas cincuenta años en este camino, veinticinco junto a una mujer maravillosa, queremos que no se te olvide que tus hijos te acompañarán siempre.”

Sinceramente, he querido plasmar estas letras en nuestro blog, ya que no existe mejor regalo que estas palabras de cariño, y que le hacen a uno superar los baches y continuar pensando en seguir abriendo camino, pero siempre sin olvidarme de volver la vista atrás…

Gracias a todas las personas que comparten conmigo este camino de la vida, a mi compañera, a mis hijos, a mi familia, a mis amigos, a l@s amig@s de la blogosfera, ya que con vuestra ayuda, con vuestro apoyo, con vuestros relatos, con vuestros blogs, con vuestras recetas, con vuestro comentarios, con las reuniones de amigos, con vuestro caminar juntos, hacéis que este cincuentón siga pensando como dice su cantante favorito desde la juventud, que no es otro que Joan Manuel Serrat: “Hoy puede ser un gran día, y mañana también…”.

Víctor Manuel.

 #escribimoslovivido

LinkWithin

Related Posts Plugin for WordPress, Blogger...